LOCALES

POLEMICA DECISION

Rossi no quiere parientes en el Concejo Deliberante

El edil de Río Grande por Unión Cívica Radical presentó un proyecto similar al del Gobierno nacional para prohibir el ingreso de familiares de concejales. La norma propone restringir el acceso hasta el segundo grado de consanguinidad y cubrir vacantes por concurso.

La propuesta ya fue presentada y ahora se espera intenso debate del proyecto.
La propuesta ya fue presentada y ahora se espera intenso debate del proyecto.

El concejal de Río Grande por Unión Cívica Radical (UCR), Paulino Rossi, presentó un proyecto para restringir el ingreso de parientes hasta el segundo grado de consanguinidad en el ámbito del Concejo Deliberante, a tono con la medida impulsada por el Gobierno nacional.

La propuesta que fue dada a conocer ayer propone prohibir el ingreso de parientes a la planta de personal del Concejo Deliberante de Río Grande y argumenta que “en los países donde se ejerce la meritocracia, el nepotismo es generalmente negativo y se considera corrupción”.

Asimismo, precisa que “deviene en deber moral normar en consecuencia, con el objeto de dotar de justicia al ingreso a la administración pública municipal”. Para afianzar su postura, el proyecto cita al artículo 21 de la Declaración Universal de Derechos Humanos y al artículo 28 de la Carta Orgánica Municipal.

 

La prohibición

 

El proyecto propone prohibir el ingreso como personal permanente, planta contratada y/o transitoria al Concejo Deliberante del Municipio e Río Grande o cualquier ente que dependa del presupuesto de la institución, a parientes de concejales, secretarios, subsecretarios, sean estos por consanguinidad, en línea recta ascendente y descendente hasta el segundo grado y en línea colateral hasta el segundo grado.

Asimismo, también restringe el ingreso por afinidad, en línea recta ascendente y descendente hasta el segundo grado y en línea colateral hasta el segundo grado, en igualdad de condiciones al proyecto presentado por el Gobierno nacional.

Por otra parte, dispone que en los contratos que impliquen prestación de servicios en el ámbito del Concejo Deliberante de Río Grande y de los organismos que dependan de presupuesto vigentes a la fecha de promulgación de la ordenanza, si se aprueba la relación de parentesco, no podrán ser renovados al vencimiento del plazo.

Finalmente, plantea que deberá llamarse a concurso para cubrir vacantes “en los términos de la normativa vigente”, sin que ello genere impedimento para que los parientes de los concejales, secretarios y subsecretarios participen en la compulsa de antecedentes.

Compartí esta noticia



MÁS DE LOCALES